viernes, enero 21, 2011

Me llamaban cojo

Me llamaban cojo y escapaban corriendo de mí.
No hacían más que reírse de mis defectos, convertirme en el reflejo deforme de lo que detestaban. Niños perversos, niños que fueron mi Satán para una vida que se suponía simple, sencilla e inocente. Niños demasiado rápidos para un lisiado que no podía ir detrás.
No pude más que permanecer sentado.
Aguanté dejando que la sombra de los libros de texto me diera frío en verano y cobijo en invierno. Las pastas de cartón como parapeto. Detrás de ellas sus carcajadas perfumaban a rancio mi infancia de pesadilla. Aposté, desesperado, con el reloj a ver quién aguantaba mejor el paso del tiempo. Ellos me insultaron y escupieron. Ellos tuvieron las novias que yo echaba de menos al apaciguar mi adolescencia con las manos.
Me deje ir en soledad hacia un futuro que tardó demasiado en llegar.
Pero los años hicieron su trabajo.
Puede que haya una ley, que afectando al tiempo, te obligue a ser castigo por lo que has sido.
Tanto subes, tanto bajas.
Todos fueron dejando paso a un cuerpo de hombre inservible pegado a la sombra del niño que una vez fueron. Fotocopias mal hechas de su pasado.
Yo fui lo débil para ellos.
Ahora los libros quedaron atrás y mi cojera, lenta, antiestética, me ha llevado por encima.
Tanto bajas, tanto subes.
No me dan pena y en cambio su recuerdo es cicatriz en mis neuronas.
No me reconocen y yo los huelo en la distancia.
Sé donde están y ese hormigueo que antes me alertaba ahora me sirve para encontrarlos.
Ansío presentarme a ellos, educado, y arreglar cuentas.
Querrán morir al verme, saben el daño que hicieron.
Al menos antes de que lo hagan quiero que me digan algo.
Quizá escuché un perdón.
Quizá de esa manera se salvan.

1 Respuestas:

Encarna Aragones ¿Crees que sí pasó algo?

muy bonito y conmovedor... parece mentira pero hay niños que su infancia que deberia de ser una de las mejores etapas de su vida se convierte en una pesadilla por culpa de un pequeño defecto físico y es que los niños son muy crueles... pero yo tambien creo que los padres tienen mucha culpa de la crueldad de los niños que los educan como a pequeños emperadores....
el niño protagonista de tu relato es noble porque con un simple perdon se conforma para perdonarles todos los años de sufrimiento. muy bonito

un saludo


ATRAPAPALABRAS
"Un blog de microrelatos y poesía. Alberto García Salido es su autor. Especialista en relatos de cien caracteres, sólo cien. Y las fotos son muy buenas..."

DIARIO DE DÍAS RAROS
"Gracias a Alberto García Salido, "No pasa nada de nuevo...", Por mostrarme su magnífica obra..."

ASAMBLEA DE PALABRAS
"... es el blog que edita, desde algún lugar de España, Alberto García Salido. Sus textos tienden a la brevedad, ya sean poéticos o narrativos..."

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Derechos de autor Todos los derechos relacionados con los textos aquí expuestos son propiedad de su autor Alberto García Salido. En consecuencia, queda absolutamente prohibida la copia, edición, reproducción total o parcial, modificación, publicación, adaptación o traducción de los mismos sin la expresa autorización por escrito del autor.
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Safe Creative #0906030101932 Page copy protected against web site content infringement by Copyscape





No pasa nada, de nuevo... by Citopensis on Grooveshark